Jueves, 18 de Octubre de 2018
img

Unión Europea espera que Paraguay sea reintegrado a Mercosur

Francia y Alemania celebran este año el 50° aniversario del Tratado del Elíseo, por el cual se blindaron contra futuras con- flagraciones bélicas. Sus embajadores, Olivier Poupard y Claude Ellner, rememoran en esta entrevista el acontecimiento y au- guran al Mercosur un destino similar, previa superación del pro- teccionismo y la intolerancia. Afirman que Paraguay debe ser reintegrado como miembro pleno para un acuerdo con la UE.

–¿Qué es el Tratado del Elíseo?

 

Embajador alemán Claude Ellner: Creo que hay que conocer un poco la historia de Europa. Entre 1870 y 1945 se originaron tres guerras en solo 70 años, de Alemania con Francia. Luego de 18 años de finalizada la Segunda Guerra Mundial hubo dos políticos que tuvieron el valor de decir que debíamos aprender la lección de esta historia. “Vamos a asegurarnos de que entre nuestros países no haya más guerra nunca más”.

 

–¿Quiénes fueron?

 

Embajador Ellner: El general (Charles) de Gaulle, entonces presidente francés, y el primer ministro alemán, el señor Konrad Adenauer. Ellos firmaron el 22 de enero de 1963 ese llamado “Tratado de Amistad” entre Francia y Alemania. Hoy estamos celebrando los 50 años de ese tratado. No lo hicimos el 22 de enero en Asunción simplemente por la campaña electoral en Paraguay.

 

–¿Qué contiene específicamente?

 

Embajador francés Olivier Poupard: Es un tratado de amistad y de cooperación. En 1963 se puso fin a un período histórico para dar lugar a un período de cooperación entre Francia y Alemania. Se trata de un intercambio entre los dos países con base en asuntos de interés común, esto es, intercambios regulares entre ministros, entre altos funcionarios, militares, parlamentarios, jóvenes. Existe una brigada franco-alemana militar. Hay otros múltiples ámbitos de cooperación.

 

–¿Cómo se blindó ese riesgo de volver a enfrentarse?

 

Embajador Ellner: Fueron dos guerras mundiales con la participación de casi todos los países de Europa, con la excepción de Suiza. Entonces la idea de aquellos dos grandes jefes de Estado fue empezar un proceso de unificación de Europa. O sea, sin Francia y Alemania como motores y promotores no hubiéramos tenido hoy la Unión Europea con 27 –dentro de poco 28– países miembros. El Tratado del Elíseo fue el origen de la implementación de esta idea.

Embajador Poupard: La base del tratado también es la voluntad política. Entre los países, se requiere de una voluntad política para dar un paso adelante tan importante y tan histórico. Esta paz entre Francia y Alemania es algo único en el mundo que no se hizo hasta ahora en otro lugar. No hay confidencialidad en el manejo de datos...

 

–¿Cómo ven ustedes esta sufrida integración sudamericana, Mercosur por un lado, la Alianza Pacífico como alternativa?

 

Embajador Ellner: La concertación regional es siempre algo bueno principalmente porque no se puede escoger a los vecinos. Es mejor cooperar entre vecinos que cerrar fronteras. El Mercosur tiene también su justificación simplemente porque geográficamente existe. Nosotros también tuvimos que superar en Europa cientos de problemas. Hay que insistir y luchar. El objetivo vale la pena.

Embajador Poupard: En la región sudamericana no hay guerras y me parece que es aún más fácil así para encontrar soluciones a los problemas. Nosotros tuvimos guerras horribles. Fueron tres guerras en un lapso de tiempo muy corto. Aquí sin embargo (en el Mercosur) estamos en una región que está en paz. Hay dificultades de relaciones, no se puede desconocer, pero eso no es nada comparado a las guerras que tuvimos. Si hay voluntad política se puede lograr llegar a acuerdos entre vecinos que tienen intereses compartidos como Paraguay y los de Mercosur.

 

–Pero ¿qué confianza puede haber si se ignoran los acuerdos firmados y uno de los firmantes dice que “fue una decisión política, no jurídica” (lo dicho por el presidente Mujica sobre el caso Paraguay)

 

Embajador Ellner: Superar esos inconvenientes requiere de voluntad política. Eso significa que debe traer ventajas para todos.

 

–¿Qué pasa si un socio (Paraguay) considera que se violó su dignidad y los demás le dicen: “no nos interesa”?

 

Embajador Ellner: El respeto de la dignidad entre los socios y vecinos es indispensable. La solidaridad con los socios y vecinos menos desarrollados también es una necesidad importante.

 

–Mercosur y Alianza Pacífico ¿son formas distintas de ver el comercio?

 

Embajador Ellner: En el comercio libre está el futuro del comercio mundial. El proteccionismo no sirve para llevar adelante el desarrollo de los países.

 

–Pero también hay una carga ideológica que lleva a la intolerancia, los excesos verbales de algunos gobernantes, algo que ustedes superaron hace 50 años. Escuchamos al presidente de Venezuela que acusa al de Colombia de conspiración...

 

–Embajador Ellner: Aquí hay mucho que hacer y aprender...

Embajador Poupard: El ejemplo está en ver cómo se hace en otros lugares...

 

–Se juega con fuego. Por ahí puede terminar mal...

 

–Embajador Ellner: Lo importante es preservar la democracia y el estado de derecho. La venida de observadores para las elecciones paraguayas tuvo como objetivo observar cómo eligen los paraguayos a su gobernante. Estamos felices que todas las misiones de observadores hayan coincidido en que el resultado de esa elección refleja la voluntad del pueblo paraguayo.

Embajador Poupard: La presidenta de la misión de observación (la rumana Renate Weber) también dio consejos a las autoridades y a la prensa para que las cosas mejoren, para que la voluntad del pueblo sea mejor oída. Fue la misión más larga y la más costosa de todas las que hicimos en el mundo.

 

–Hicieron varias críticas al sistema electoral, como los abusos de encuestas como instrumentos de campaña electoral...

 

–Embajador Ellner: No hay elecciones perfectas en ningún lugar del mundo. Hay que aprender la lección. Hay que trabajar para superar las fallas. Las elecciones produjeron un resultado muy claro. Hay mayoría de un partido en Diputados que es muy bueno para la gobernabilidad del país.

 

–¿Cómo repercute este crimen del ganadero (Luis) Lindstron a manos del EPP?

 

–Embajador Ellner: Es triste, pero es consecuencia de la existencia de una agrupación criminal que hace estas cosas. Hay que combatirlos con los métodos que ofrece el estado de derecho. Es la única forma. No tengo dudas de que el país puede superar esto. Hace falta que la justicia funcione.

Embajador Poupard: Paralelamente, se tiene que buscar el desarrollo de esos departamentos (Concepción y San Pedro) por donde circula ese grupo criminal. La ideología es una excusa para matar, para secuestrar. No tiene ninguna justificación.

 

–¿Pueden hacer vacilar los proyectos de inversión?

 

Embajador Ellner: Paraguay ofrece muy buenas posibilidades para la inversión europea. Donde hay que trabajar es en la seguridad jurídica. Eso es indispensable para que Paraguay atraiga inversiones directas.

 

–¿Cuál es la principal observación que hacen ustedes?

 

–Embajador Ellner: Un inversionista tiene que tener la certeza de que si tiene un problema jurídico va a ser escuchado en los estrados judiciales. Nadie pide que se le dé un trato preferencial. Se pide que funcione la justicia y nada más.
 

–¿Cómo lo ven ustedes hoy?

 

–Embajador Poupard: Lo vemos complicado.

Embajador Ellner: Es complicado.

 

–¿No se hace justicia?

 

–Embajador Poupard: Tenemos ejemplos de decisiones que no son justas.

Embajador Ellner: La justicia tarda mucho en resolver y hay decisiones (sentencias) inexplicables. Un empresario, un inversionista de Europa, viene de un lugar donde todo funciona en este sentido y no está dispuesto a pasar por algo distinto. Paraguay necesita fomentar su desarrollo industrial. La agricultura no está ya en condiciones de ocupar a tantos jóvenes. Entonces, primero tiene que haber seguridad jurídica y después, los jóvenes tienen que capacitarse. El país está creciendo rápidamente y se requiere con urgencia ampliar el sector industrial y de servicios. Para eso se necesita de inversiones directas del extranjero. Pero el capital y el know how (saber cómo) no está disponible aquí.

Embajador Poupard: Paraguay tiene que mejorar también su imagen que tiene en el extranjero. Es muy interesante esa presentación que hicieron las autoridades electas en Miami, para ofrecer al empresariado del exterior las posibilidades de inversión. Eso mismo se puede hacer en Europa.

Embajador Ellner: Hay que ser activos. La gente no viene a invertir porque sí. El país tiene que mostrar afuera las posibilidades que tiene, decir claramente qué seguridades hay. Hay que trabajar en la legislación, en aplicar las leyes.

 

–¿Hablaron con las autoridades electas de todo esto?

 

–Embajador Ellner: Sí, estamos en contacto hablando de esto, por sobre todo nos interesa que funcione la seguridad jurídica. Lo bueno de Paraguay es que hay muchos jóvenes. Los impuestos son muy bajos. Esto, mirando del lado de un empresario es una ventaja. La desventaja es la falta de seguridad y la falta de mano de obra calificada.

Embajador Poupard: Queremos trabajar en eso para que los jóvenes sean más profesionales. Se necesita de más ingenieros. Paraguay tiene las fronteras abiertas con el Mercosur. Eso es muy importante para los inversionistas..

 

–Y ¿el proteccionismo brasilero y el argentino que pueden golpear los intereses empresariales como ya pasó en Argentina, en Venezuela?

 

–Embajador Ellner: Tenemos confianza en que el sentido común va a prevalecer. Es solo cuestión de tiempo. El futuro y el desarrollo están en los mercados abiertos, no en los mercados cerrados.

 

–¿En qué punto están las negociaciones entre la Unión Europea y el Mercosur?

 

–Embajador Ellner: Estamos esperando la proposición (del Mercosur) que anunciaron los países para fin de año para un acuerdo de asociación, después de la reintegración de Paraguay seguramente. Los países miembros tienen que hacernos una proposición.

 

–¿Se interrumpieron las negociaciones después de la exclusión de Paraguay?

 

–Embajador Ellner: Siempre hemos estado dando pasos. El Mercosur debe entregar una propuesta y eso tenemos que evaluar y después se va a negociar seguramente.

 

–¿Con el ingreso previo de Paraguay o eso no les importa?

 

–Embajador Ellner: Paraguay tiene que estar como miembro pleno. Vamos a basarnos en los hechos. Los del Mercosur dijeron que tras las elecciones y con el cambio de mando, Paraguay va a ser otra vez miembro pleno del Mercosur. En eso confiamos. Si se produce otra situación la vamos a evaluar cuando se produzca. Eso es claro.